Los “tamborileros” de Linares

0
23
tamborileros de linares-nuevo leon

Una de las cosas que más destacan del pueblo mágico de Linares es su música, la cual ha resonado en otras partes del mundo.

Al sur del estado de Nuevo León, en la llamada Región Citrícola, se encuentra el municipio de Linares, lugar que desde hace unos años se ganó la categoría de Pueblo Mágico gracias a su gran riqueza cultural.

Y hablando de esto último, una de las cosas que más destacan es sin duda su música, siendo la más emblemática la de los famosos “tamborileros de Linares”.

En la plaza, durante las ferias del pueblo o los fines de semana en la Presa de Cerro Prieto cuando es visitada por las familias residentes y visitantes, los tamborileros hacen acto de presencia para alegrar el ambiente con su tan conocido sonido, poniendo a bailar a la gente al ritmo de su música.

Nota relacionada: Homero Guerrero y Lupe Tijerina: los Cadetes de Linares

Los orígenes de estos conjuntos no se tienen muy claros, algunos dicen que tiene influencia de los antiguos pueblos chichimecas que habitaron la región durante mucho tiempo y que de allí venga el uso del tambor en esta música, otros dicen que es mucho más reciente, datando de mediados del siglo XIX.

Su lugar de origen también es muy discutido, pues en varias partes del vecino estado de Tamaulipas se lo adjudican, pero otros dicen que no, que fue en Linares donde se nació.

En el municipio de Cadereyta Jiménez, aquí en Nuevo León, esta música se suele tocar también.

Como sea, algo es muy cierto, cuando se habla de tamborileros la gran mayoría los suele reconocer y referirse a ellos como “los de Linares”.

tamborileros de linares-2

Te recomendamos: Emblemas del noreste: conjuntos «fara fara»

Tan representativos son de esta ciudad que se han presentado en los Estados Unidos, varios países de Europa e incluso en Japón.

Los grupos de tamborileros suelen conformarse por tres miembros: dos clarinetistas (el de primera y el de segunda, o, dicho de otra forma, el de los agudos y el de los graves) y un tamborilero.

La forma de tocar esta música puede variar, si bien el número de clarinetes de igual manera puede (uno o dos), el de tambora no (solo una).

Otra muestra de la importancia de estos músicos para la cultura en Linares es que al finalizar la famosa Feria de Villaseca, el cabildo del municipio otorga la llamada “Tambora de Villaseca” a aquellos linarenses distinguidos por sus contribuciones artísticas, científicas o sociales hacía la población del municipio y del resto del mundo.

En fin, esas son solo algunas cosas que decir sobre este emblema de la Región Citrícola. ¿Y tú, conocías sobre estos músicos neoleoneses?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí