Orgullo Nuevo León
Orgullo Nuevo León » Felinos de Nuevo León

Felinos de Nuevo León

En el estado de Nuevo León habitan algunas especies de felinos muy curiosas e interesantes.

El estado de Nuevo León cuenta con una gran diversidad de especies animales distribuidas en su tres grandes regiones naturales: la Llanura Costera del Golfo, la Sierra Madre Oriental y el Altiplano.

Los felinos que habitan el estado suelen ser criaturas muy esquivas, por lo que algunos de ellos son muy difíciles avistar, ahora más debido a la destrucción de su hábitat y a la caza furtiva.

En nuestro país habitan seis especies diferentes de felinos y todas ellas pueden encontrarse en territorio neoleonés, sí, incluso esa o esas que tal vez pensabas que solo hay en el sur de México.

A continuación, podrás ver una breve descripción de estos animales y algunas fotos de ellos.

Puma (Puma concolor)

puma-nuevo-leon

El puma, también conocido como león de montaña, es el segundo félido más grande del continente americano. Habita principalmente en las montañas, aunque también se le es muy visto en zonas semidesérticas.

En Nuevo León se han dado numerosos avistamientos en la zona norte del estado, en la Sierra de Picachos, la Sierra de Papagayos y en municipios como Anáhuac, Bustamante, Ciénega de Flores, Lampazos y Parás, también más al sur en lugares el Parque Nacional Cumbres.

Los machos llegan a pesar alrededor de 60 kg y las hembras 40 kg, con longitudes que oscilan entre 1.5 y 2.8 metros de la nariz a la punta de la cola.

Lince rojo (Lynx rufus)

lince-nuevo-leon

El lince rojo es una especie de felino pequeña que habita en zonas boscosas y semidesérticas, como la Sierra Madre Oriental o en las estepas al norte de Nuevo León.

Se le ha visto frecuentemente en municipios en las periferias de la Zona Metropolitana de Monterrey, como Ciénega de Flores, El Carmen, General Zuazua, Mina y Pesquería.

Son fáciles de reconocer por los mechones de pelo que sobresalen de sus puntiagudas orejas y por su corta cola. El color de su pelaje va del marrón a un tono rojizo (de allí su nombre).

Se alimentan de animales pequeños como liebres, lagartijas, y ratones, pero en ocasiones cazan presas más grandes, como venados. Desafortunadamente ellos a su vez son víctimas de cazadores humanos que los matan por deporte o por su piel, y aunque sus poblaciones han resistido, hay lugares en los que ya no es muy frecuente verlos.

Te recomendamos: ¡Aún hay castores en Nuevo León!

Yaguarundi (Puma yagouaroundi)

jaguarundi-nuevo-leon-2

El yaguarundi, llamado también jaguarundi u onza, es un pariente más pequeño y muy esquivo del puma que habita principalmente al sur de Nuevo León, principalmente en zonas boscosas, aunque se tienen indicios de su presencia en municipios del norte como Anáhuac, Vallecillo, Sabinas Hidalgo, Parás y General Treviño.

Estos animales son muy raros de avistar, sobre todo en esta parte del país, pues habitan principalmente en los estados del centro y sur. Llegan a pesar entre 3.5 y 9.1 kg cuando son adultos, con una longitud que ronda de los 80 a los 130 centímetros y una altura de promedio de 33 centímetros hasta los hombros.

Las principales diferencias entre los yaguarundis y los pumas es que los primeros son mucho más pequeños y alargados, además tienen patas y orejas muy cortas.

Margay (Leopardus wiedii)

margay-nuevo-leon-1

El margay es un hermoso felino que es muy difícil de avistar en Nuevo León y del cual se tienen pocos registros en esta parte de México. Mucha gente también se refiere a este animal con el nombre de tigrillo.

Se le puede encontrar al sur de la Sierra Madre Oriental, en los límites de Nuevo León con Tamaulipas, aunque también se ha visto cerca del Parque Nacional Cumbres y en la Sierra de Arteaga en Coahuila.

Es de hábitos nocturnos y se alimenta de presas pequeñas. Tiene una cola muy larga que puede medir más del 70% de la longitud de su cuerpo. Pasa gran parte de su vida entre la copa de los árboles.

Los margáis neoleoneses están clasificados como parte de una subespecie llamada Leopardus weidii cooperi.

Ocelote (Leopardus pardalis)

ocelote-nuevo-leon-1

Los ocelotes suelen ser confundidos con los margays. Estos se diferencian por ser más grandes y robustos. Es el tercer félido más grande de América después del jaguar y el puma.

Miden entre 70 y 90 cm de longitud, con una cola no tan larga como la del margay (alrededor del 45% de su longitud total). Tiene grandes ojos y un pelaje manchado. Sus hábitos son nocturnos.

En Nuevo León se encuentran en las montañas, llegando a ser vistos cerca de la Zona Metropolitana en el Parque Ecológico Chipinque y en Guadalupe en el Cerro de la Silla.

Jaguar (Panthera onca)

Por increíble que parezca, se han registrado algunos avistamientos de jaguar en la zona sur de Nuevo León. Es el félido más grande de América del Norte, y habita principalmente en las selvas de centro y Sudamérica, con poblaciones muy escasas al norte de México y el sur de los Estados Unidos. Suele vivir cerca de cuerpos de agua y destaca por ser un félido al que le gusta nadar.

Los jaguares son animales solitarios que cazan emboscando a sus presas. Son superdepredadores, y su presencia sirve como un regulador de las poblaciones de otros animales. Los adultos pesan entre 56 y 96 kg, aunque se dice que hay ejemplares que llegan a los 158 kg (el peso promedio de una leona); su longitud oscila entre los 162 y los 258 cm, y su altura entre 67 y 76 cm hasta los hombres.

Estas criaturas han sido veneradas por diversas culturas a lo largo del continente, desgraciadamente hoy en día hay gente que los casa por su piel.

Te puede interesar: Centro de Monterrey: paraíso de loros

Sin duda que estos animales destacan por su belleza y su majestuosidad, además de que en su mayoría son muy difíciles avistar. Sus poblaciones se han ido reduciendo, por lo que muchas organizaciones e instituciones realizan esfuerzos para su conservación. Esperemos que logren sobrevivir muchos años más.

Luis Montemayor

Agrega un comentario

Most popular

Most discussed